VICTORIA DEL ZUNDER PALENCIA EN EL INICIO COPERO

    El cuarto ensayo de la pretemporada del Zunder Palencia se saldó con una victoria en la capital vecina ante el UEMC Real Valladolid en la primera jornada del triangular de la Copa Castilla y León. Un duelo, disputado en el Polideportivo Pisuerga, en el que el equipo palentino ejerció de local en casa de su anfitrión y en el que, antes del salto inicial, se guardó un sentido minuto de silencio en memoria de Teo Hernández. El delegado del equipo vallisoletano desde la fundación del club y padre de su director general, fallecía en la mañana del viernes a los 75 años.

    El Zunder Palencia mandó en el marcador desde la primera canasta, obra de Devin Schmidt (máximo anotador del partido con 21 puntos), hasta el final del cuarto periodo. Pero hasta el 67-63 definitivo el equipo de Pedro Rivero (en esta ocasión vistiendo de azul), debió trabajar duro, con grandes momentos (dominó con holgura primer y tercer periodo) y otros de menor brillantez en los que debió aferrarse a su ventaja ante el acoso de su rival.

    Dominaba el Zunder el primer periodo, que abrió una brecha en el marcador en los tres últimos minutos, cuando anotó sus tres primeros primeros triples, dos de Germán Martínez y, entre ambos, uno de Manu Rodríguez. Marcaba un parcial de 9-0 (24-10). Esos diez primeros minutos acababan con el 24-13.

    Mantuvo el mando el equipo palentino en el segundo acto, aunque el UEMC Real Valladolid se acercó en el marcador (24-18), aprovechando el acierto interior de Hervé Kabasele y Álex Mazaira (12 puntos en el periodo entre ambos). Pero el Zunder encontró a sus tiradores para llevar el duelo al descanso con un favorable 40-32.

    En la reanudación disfrutó la afición palentina desplazada al Pisuerga con un un tercer periodo en el que su equipo hizo daño al rival en posiciones cercanas al aro. Mantuvo la decena de puntos de distancia durante los cinco primeros minutos. En los siguientes, aumentó la renta. Su máxima diferencia fue de 17 puntos (62-45), justo con la que acabo el cuarto.

    Solo quedaba uno, en el que debió sufrir el equipo palentino ante los de Paco García. El marcador se comprimió. El Zunder se complicó el triunfo con su falta de acierto en el tiro libre y con varios errores consecutivos en lanzamientos cercanos. El Real Valladolid se aproximó (62-58 a 3:04 del final). Pero el Zunder no perdió nunca la iniciativa. A 1:13 ganaba por seis (65-59). Y, en el tiempo restante, ató el triunfo (67-63).

    En la segunda jornada, en la tarde del sábado (19 horas) se medirá al Hereda San Pablo Burgos, el equipo que la pasada campaña jugaba en la ACB y este año tratará de regresar a ella. El conjunto burgalés acaba de fichar al exmorado (2019-20) Mindaugas Kacinas.

    DECLARACIONES.

    Pedro Rivero tenía un recuerdo para Teo Hernández en sus palabras postpartido: “Cuando todo el mundo te habla así de una persona, es que es alguien especial”.

    En cuanto al partido, “estamos contentos, porque hemos jugado muy bien tres cuartos, llevando el partido al nivel físico donde queríamos. Y en el último, hemos fallado tres bandejas, nos han cogido dos o tres rebotes ofensivos, uno desde un tiro libre, más nuestros tiros libres fallados. Eso nos ha hecho entrar en el final más igualados de lo que ha sido el partido. Pero nos vale para aprender que en esos momentos tenemos que ser más contundentes. Pero ha sido un buen esfuerzo”.

    Y, sin apenas tiempo para descansar, segundo compromiso: “A entregarnos de nuevo, a hacerlo lo mejor que podamos, ahora mismo en pretemporada no hay más”.